Cancelación de antecedentes penales

La cancelación de los antecedentes penales

Hoy estrenamos la sección de consejos legales de nuestros abogados penalistas en Madrid. No te pierdas nuestro interesante artículo sobre cómo cancelar tus antecedentes penales.

En primer lugar hay que diferenciar entre Antecedentes Policiales y Antecedentes Penales y por tanto saber de qué hablamos cuando lo hacemos de la cancelación de antecedentes penales.

Antecedentes penales y antecedentes policiales

Los antecedentes policiales son los que constan en la base de datos de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado (ficheros de la Dirección General de la Policía y de la Dirección General de la Guardia Civil).

El fichero donde el Cuerpo Nacional de Policía recoge los antecedentes policiales desfavorables es el conocido como “PERPOL”. La Guardia Civil los recoge en el fichero “INTPOL”.

Se deben a cualquier intervención de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad a consecuencia de hechos delictivos o de carácter administrativo. No es necesario que esos hechos hayan dado origen a un procedimiento judicial. Por ejemplo, una simple detención genera antecedentes policiales, pero no penales.

Cancelación de antecedentes penales
Cancelación de antecedentes penales

Los antecedentes policiales también pueden ser cancelados. Este derecho se recoge en la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal (artículo 22.4).

Por su parte, los antecedentes penales surgen a raíz de una sentencia condenatoria. Es decir, tras un procedimiento penal éste ha acabado con el dictamen de una sentencia de condena.

Estos antecedentes constan en el Registro Central de Penados y Rebeldes del Ministerio de Justicia.

El artículo 136 del Código Penal establece la posibilidad de que un condenado cancele sus antecedentes penales. Así, en su apartado 1 establece los plazos para poder solicitarla:

“Los condenados que hayan extinguido su responsabilidad penal tienen derecho a obtener del Ministerio de Justicia, de oficio o a instancia de parte, la cancelación de sus antecedentes penales, cuando hayan transcurrido sin haber vuelto a delinquir los siguientes plazos:

  1. a) Seis meses para las penas leves.
  2. b) Dos años para las penas que no excedan de doce meses y las impuestas por delitos imprudentes.
  3. c) Tres años para las restantes penas menos graves inferiores a tres años.
  4. d) Cinco años para las restantes penas menos graves iguales o superiores a tres años.
  5. e) Diez años para las penas graves.”

Estos plazos han de contarse desde el día siguiente a aquel en que queda extinguida la pena.

En los casos en los que la condena ha quedado en suspenso (la condena fue inferior a dos años y el Juez dicta su suspensión) se ha de cumplir el plazo fijado por el Juez sin volver a delinquir.

Cancelar antecedentes penales
Cancelar antecedentes penales

Durante el transcurso de los plazos no pueden producirse nuevas condenas ya que sino, no sería posible la cancelación.

Hasta la entrada en vigor de la última reforma del Código Penal, Ley Orgánica 1/2015, de 30 de marzo, sólo la condena por la comisión de delitos generaba antecedentes penales. Es decir, las condenas por faltas no daban lugar a la inscripción de estos antecedentes en el Registro de Penados. Sin embargo, con el nuevo Código Penal las faltas han desaparecido convirtiéndose las conductas que daban lugar a ellas, unas en infracciones administrativas y otras en delitos leves. Por tanto, actualmente estos delitos leves si generan antecedentes penales.

Por último, las anotaciones de medidas de seguridad también podrán ser canceladas una vez cumplida o prescrita la respectiva medida (artículo 137 Código Penal).

Si quieres cancelar tus antecedentes penales, Ius & Lex Abogados ofrece un servicio para ello. Ponte en contacto con nosotros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *