Delito de abusos sexuales

Hoy tratamos en Ius & Lex abogados sobre el delito de abusos sexuales. Un delito siempre complicado de analizar, pero del que es obligado tener los debidos conocimientos técnicos por parte de nuestros abogados penales para la mejor asistencia letrada.

Un delito de abusos sexuales puede presentarse de diferentes maneras, particularmente cuando se atenta, ya sea con intimidación o con violencia, contra la libertad sexual de un individuo. Es importante mencionar que este tipo de delitos sexuales son sancionados con una pena de 1 a 4 años en prisión.

No obstante, cuando la agresión sexual se haya presentado con acceso carnal, la penetración, anal, bucal o incluso con la introducción de objetos, la pena por este delito será de 6 a 12 años en prisión.

Cabe destacar que las penas anteriores igualmente pueden incrementarse de 4 a 10 años en prisión y de 12 a 15 años en prisión, respectivamente.

Sin embargo, para que esto suceda, tienen que presentarse las siguientes circunstancias:

  • Por un lado tiene que haber violencia o intimidación que sea ejercida de un modo degradante.
  • Además, en la agresión sexual deben participar dos o más personas.
  • Asimismo, la víctima de abuso sexual tiene que ser especialmente vulnerable, ya sea por una cuestión de enfermedad, edad o situación, así como ser menor de 13 años.
  • La persona quien comete el delito se ha aprovechado de una relación de parentesco o superioridad con la víctima, ya sea por ser ascendiente, descendiente o hermano.
  • La persona que abusa sexualmente tiene que haber utilizado armas o cualquier otro medio potencialmente peligroso que pueda provocar la muerte o en su caso lesiones como la pérdida de un miembro, la impotencia, esterilidad, una enfermedad grave somática, psíquica o también una deformidad.

Si se presenta cualquiera de las circunstancias antes mencionadas, entonces se impondrán penas en grado superior.

Abusos sexuales

Ahora bien, a diferencia de lo que sucede en un delito de agresión sexual, en el delito de abusos sexuales no se recurre ni a la violencia ni a la intimidación. La persona que comete este delito lleva a cabo actos que laceran la libertad sexual de la víctima sin que de su consentimiento.

En cualquier caso, los abusos sexuales no consentidos son considerados como tales, cuando sean realizados con menores de 13 años, en personas que tienen algún trastorno mental o que sean privadas sin sentido.

Igualmente se considera un delito, cuando el agresor consigue el consentimiento de la víctima sacando provecho de una situación de superioridad que coarta la libertad sexual de la víctima. En este caso la pena que se impone para los delitos de agresión sexual, es de 1 a 3 años de prisión o una multa de 18 a 24 meses.

En caso de que el agresor sexual tome ventaja de una situación de superioridad sobre la víctima, entonces la pena que se impondrá será una multa de 6 a 12 meses.

Y cuando el abuso sexual se realice por vía vaginal, acceso carnal, bucal, anal o con la introducción de objetos por la vía anal o vaginal, el agresor recibirá una pena de 4 a 10 años en prisión.

Si una persona abusa sexualmente de una persona mayor de 13 años, pero menor de 16 años, recurriendo al engaño, entonces recibirá una pena de 1 a 2 años en prisión, o una multa de 12 a 24 meses. En caso de que el abuso sexual se lleve a cabo en acceso carnal por vía anal, vaginal, bucal o por la introducción de objetos por la vía anal o vaginal, entonces la pena se incrementará de 2 a 6 años en prisión.

El acoso sexual

Hablemos ahora sobre el delito de acoso sexual, que en este caso, es considerado como tal, cuando una persona solicita favores de naturaleza sexual para él o para un tercero, ya sea en el trabajo, la docencia o la prestación de servicios.

Sin embargo, para que exista este delito se requiere que el acoso sexual genere en la víctima una situación humillante, hostil o intimidatoria.

La pena que se impone al acoso sexual es un arresto de 6 a 12 fines de semana o una multa de 3 a 6 meses. Hay que aclarar sin embargo, que esta pena puede ser modificada en función de las circunstancias en las que se haya llevado a cabo el acoso sexual, como pueden ser:

  • En caso de que la víctima sea especialmente vulnerable en cuanto a enfermedad, situación o edad, la pena que se impone es de un arresto de 12 a 24 fines de semana, o una multa de 6 a 12 meses.
  • Si sucede que el acosador haya cometido el delito aprovechándose de su situación de superioridad en el trabajo, la docencia o la jerarquía, así como amenazando a la víctima de manera expresa o tácita, con afectar sus expectativas laborales, la pena impuesta es de un arresto de 12 a 24 fines de semana o una multa de 6 a 12 meses. Si la víctima es una persona especialmente vulnerable, la pena entonces será de 6 meses a 1 año en prisión.

El exhibicionismo y la provocación sexual

Una persona puede cometer este delito cuando lleva a cabo u obliga a otra persona a realizar actos de exhibición obscena ante la presencia de un menor de edad o una persona con incapacidad.

Igualmente se considera un delito el vender, exhibir o difundir material pornográfico entre menos de edad, así como entre personas con incapacidad por cualquier medio.

Por lo que respecta a la pena para el delito de exhibicionismo y provocación sexual, esta es de 6 meses a 1 año en prisión, o una multa de 6 a 12 meses.

La prostitución y la corrupción

Respecto al delito de la prostitución, este es cometido cuando una persona induce a otra mayor de edad a llevar a cabo la prostitución, es decir, tener sexo a cambio de un precio, o permanecer con esa persona, mediante el uso de la intimidación, la violencia, el engaño o abusando de su situación de superioridad, vulnerabilidad o necesidad de la víctima.

Del mismo modo será responsable del delito de prostitución aquella persona que de manera directa o indirecta, favorezca el ingreso, la estancia o salida de España de personas, con el objetivo de explotarlas de manera sexual, en circunstancias de violencia, intimidación, engaño o abuso de su situación de superioridad, necesidad o vulnerabilidad de la víctima.

Para las personas que cometen este delito de prostitución, la pena que se impone es de 2 a 4 años en prisión y una multa de 12 a 24 meses.

En caso de que la persona que haya cometido este delito tomase ventaja de su condición de funcionario público o autoridad, la pena que corresponda se impondrá en su mitad superior, además de que esa persona será inhabilitada para ejercer su cargo por un período de 6 a 12 años.

Cabe señalar que las penas por el delito de prostitución se imponen junto con aquellas que en su caso correspondan a la comisión de delitos de abuso o agresión sexual. No obstante, si este delito de prostitución se lleva a cabo contra un menor de edad o una persona con incapacidad, entonces debe considerarse lo siguiente:

La inducción a la prostitución de un menor de edad o una persona con incapacidad

Toda aquella persona que induce a un menor de edad a la prostitución, o que en su caso promueva, facilite o favorezca esta práctica, puede recibir una pena de 1 a 4 años en prisión y una multa de 12 a 24 meses.

No solo eso, si encima dicha persona se aprovecha de su condición de autoridad, funcionario público o agente, entonces la pena se impondrá en su mitad superior, además de que se inhabilitará de su cargo por un período de 6 a 12 años.

La inducción a los menores a la prostitución con engaño o violencia

Se castiga con una pena de 1 a 4 años en prisión y una multa de 12 a 24 meses en su mitad superior, a la persona que induzca a un menor de edad o persona con incapacidad a llevar a cabo la prostitución o permanecer en ella, a través del uso de la violencia, el engaño o la intimidación, todo ello aprovechando su situación de superioridad.

Esta misma pena será aplicada a la persona que de una manera directa o indirecta, facilite el ingreso, la salida o la estancia en el territorio español, a menores de edad o personas incapaces, todo ello con el objetivo de su explotación sexual.

En caso de que la persona responsable de este delito, pertenezca a una organización o asociación y se dedique a llevar a cabo actividades relacionadas con la prostitución, será castigado con una pena de hasta 4 años en prisión y una multa de hasta 24 meses.

Además, si el responsable abusó de su condición de funcionario público o autoridad, entonces la pena que recibirá será la inhabilitación absoluta de sus funciones por un período de hasta 12 años.

Todas estas penas serán aplicadas, además del castigo que corresponda por los abusos o agresiones sexuales que se cometan contra los menores de edad o personas incapaces que hayan sido prostituidos.

Fuentes, información de interés y jurisprudencia sobre el delito de abusos sexuales:

5/5 (1 Review)